JUDIT

Se trata de una mujer hebrea, viuda, muy guapa y muy valiente. El ejército asirio comandado por Olofernes estaba sitiando a Jerusalem, los Judíos estaban espantados por el número de soldados  asirios y el rey, de los judíos, llama a reunión a los ancianos para ver que podían hacer ante tal situación.

JUDIT tuvo un sueño, siendo viuda usaba vestidos negros por el luto que guardaba a su esposos muerto, Yahvé le dice en sueños que es el momento que debe de intervenir; entonces JUDIT va y habla con el capitán del ejército judío y le dice que se ha dado cuenta que en la reunión de ancianos acordaron que si Yahvé no intercedía por el ejército judío, en cinco día se rendirían al ejército asirio, comandado por  Olofernes, ya que de esta manera no morirían tantos; entonces el capitán del ejército judío le pregunta que qué proyecto tenía, ella le dice que no intervenga en su proyecto porque ella salvará al ejército judío.

JUDIT se cambia de ropa, se pone las mejores galas, se baña y se perfuma, de tal manera que dio un verdadero cambiazo y está muy bonita que hasta a pantalla a los del ejército judío; llega el lugar del sitio y los principales del ejército asirio la interceptan, pero se quedan de una pieza cuando la ven tan bonita, ella les dice que quiere ver a Olofernes y uno de los que le interceptaron fueron con Olofernes y le dan la razón, le informan que hay una linda mujer judía que quiere parlamentar con él. Olofernes da la orden para que le conduzcan esa dama a su tienda.

Ella ante Olofernes, le dice que quiere darle alguna información sobre el ejército judío, por esa razón ha venido, y sabiendo el poderío del ejército asirio ella no quería morir, por lo que pedía permiso para unirse al ejército asirio y principalmente al gran general que era Olofernes.

El impresionado, les dice a sus principales de la tropa que esa mejer será su invitada de honor, pero que como era judía, tenía que hacer oración a su Dios en diversas horas del día, por tanto que se le permitiera salir y entrar a la  hora que ella quisiera en el campamento de los asirios, pues lo había impresionado con su hermosura.

Ella acompañada de su doncella, entraba y salia a cualquier hora del día al campamento de los asirios, por tanto tenía permiso del general y éste deseoso de hacerle el amor, ordena que se haga una fiesta en honor de la judía, y habiendo acordado los favores de ella, JUDIT le dice que ese día del festín, antes quiere ir a hacer oración al Dios de los judíos y que después del festín ella quería ser suya.

Se organiza aquel festín, ella acompañada de su doncella, sale  y va al ejército judío y le dice al general del ejército judío que, ese día por la tarde tendría noticias de ella, para que se preparara al ataque ya que Yahve estaría con sus soldados y la batalla sería de ellos, pero que no atacara hasta que ella diera la orden de salida.

Regresa, Ella y su doncella al campamento de los asirios, empieza la fiesta y Olofernes, creyendo que esa noche sería feliz poseyéndola, empezó a tomar mucho, se puso como”laso de puerco” perdió el sentido, pero antes ordenó que iba a descansar un poco con la muñeca, que nadie les molestase para nada, oyeran lo que oyeran, así que se encerraron pero Olofernes se durmió, entonces JUDIT ordena a su doncella que le quite la espada al borracho aquel y con la misma le corta la cabeza a Olofernes, enreda en cuerpo en cortinas, toma la cabeza, la envuelve en el rebozo y sale con su doncella directas al campamento de los judíos, les enseña la cabeza del  general y les dice que es el momento de salir al ataque y que no tengan miedo al número de ellos que era de 120,000 soldados de infantería y 10,000 de caballería.

Los principales de los asirios al ver que el general no salía, le dieron más tiempo pero cuando ya tenía muchas horas y el ejército de los judíos se acercaba, tumbaron la puerta y entraron para recibir ordenes del general Olofernes, pero vieron que éste no estaba, y había sangre por todos lados y vieron que Olofernes estaba en un rincón envuelto en cortinas y ya sin cabeza.

El ejército asirio entra en pánico al ver que su general había muerto, en eso llega el ejército de los judíos y el ataque fue certero, puesto que Yahvé peleaba a favor de ellos y en contra de los asirios; hubo una gran matanza de asirios y cuando vieron los soldados la mortandad de sus compañeros, se dieron a la fuga.

Así terminó esa historia, una de tantas que se encuentran en la Biblia, donde se ve que estando con Dios, él nos apoya y ayuda a obtener éxito en nuestra empresa.

Daniel Díaz Ferreira

Anuncios

Un comentario en “JUDIT

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s